fbpx
FederaciónSurf Adaptado

LAS PLAYAS CÁNTABRAS MARCAN EL CAMINO HACIA LA ACCESIBILIDAD

La Federación Española de Surf elogia el trabajo de la territorial cántabra en términos de «surf adaptado».

Cada día la sociedad vive más conciencia con lo que nos rodea. Con la sostenibilidad, con el reciclaje o con el medioambiente. Pero, si en alguna cosa se está creciendo cada año, es con el deporte adaptado y, con ello, en realizar acciones enfocadas a lograr una accesibilidad total a espacios abiertos y públicos.

Este año España puede presumir de ser la campeona del mundo de surf adaptado, algo que debería de servir, no sólo para lucir la medalla, sino también para lograr que las playas del territorio nacional sean accesibles para todas las personas, sean como sean y lleguen como lleguen.

Con Pedro Gutiérrez a la cabeza, la Federación Cántabra de Surf está trabajando en ello desde hace ya algún tiempo a través de su programa autonómico de surf adaptado.

«Tenemos mucha suerte. Desarrollamos la actividad principal en el Centro de Surf de Somo, en Ribamontán al Mar, que tiene las siete localidades con muy buena accesibilidad tanto a las vías públicas como a los edificios institucionales». 

Pedro Gutiérrez

¿Qué facilidades pone el Centro de Surf para ayudaros a sacar adelante el proyecto de surf adaptado?

Tenemos, además, dos plazas habilitadas para vehículos justo al lado del club. Luego las instalaciones tienen todas las medidas necesarias para cualquier tipo de caso teniendo incluso con vestuarios independientes totalmente adecuados para personas en silla. La llegada a la playa es mediante rampas y luego existen pasarelas que acceden lo máximo posible en la playa. Momento en el que utilizamos los anfibooguies con los que contamos provistos por el ayuntamiento. Así que si me imagino una playa tendría que tener al menos estas cosas para poder garantizar la realización de una buena docencia en este ámbito.

¿Cuáles son los pilares fundamentales del programa?

Actualmente la Federación Cántabra de Surf tiene un programa anual con cuatro pilares fundamentales; formativo, educativo, terapéutico y deportivo. Si en la parte formativa creamos profesionales mas preparados para cuando se incorporan al mundo laboral, en este otro apartado, lo que intentamos es facilitar la llegada a nuestro deporte a la masa social más desfavorecida y que los surfistas más destacados aprendan valores como la empatía, la solidaridad y la inclusión que mas bien sería la normalización de las cosas. En la parte terapéutica solemos desarrollarla con asociaciones especializadas que aportan personal cualificado externo al mundo del surf, la aportación de la federación es vía apoyo logístico.

¿Qué hay de la parte deportiva?

En la parte deportiva tenemos los bautismos o sesiones esporádicas que están enfocadas en personas que quieren probar el surf y no han tenido la oportunidad de hacerlo. Luego estaría el programa intermedio que es para personas que lo quieren de manera aficionada. Y, para terminar tendríamos a las personas que quieren comenzar a competir y que quieren establecer el surf como uno de sus deportes principales, que serían deportistas que tienen posibilidad de estar en la selección nacional y con los que tenemos una planificación deportiva.

¿Cómo crees que se puede mejorar las accesibilidades en las playas?

Lo principal es tener un grupo de trabajo implicado con los conocimientos necesarios que faciliten la posible llegada de cualquier persona que lo desee y luego teniendo los recursos necesarios para llevarlo a cabo en cuanto a material se refiere. Como infraestructura mínima, lo básico que se debe de tener en un arenal es la posibilidad de aparcamientos específicos en las proximidades y un buen acceso a la playa con rampas o infraestructuras acordes a todo tipo de personas. Ya una vez en el agua lo importante es tener un grupo de trabajo con los conocimientos adecuados; como señala Gutiérrez «el mar es totalmente inclusivo siempre y cuando se lleven a cabo los protocolos pertinentes para poder favorecer cualquier tipo de docencia o terapia. También es fundamental adecuar el material a cada usuario porque no todas las tablas o trajes sirven para todas las personas.

Fuente: Federación Española de Surf